Fernandez de la Hoz, 33

Chamberí. Centro de Madrid

+34 634 559 828

info@psico3.es

L - V: 9:00 - 21:00

Excepto Urgencias

Factores y consecuencias del estrés laboral

¿Qué es el estrés laboral?

Empezando por la definición de estrés, como ese conjunto de reacciones fisiológicas, pero también cognitivas y afectivas, que surgen en respuesta a un estímulo o conjunto de estímulos, que resultan amenazantes, no es difícil deducir qué es el estrés laboral.

En el estrés laboral, todo el conjunto de estímulos serán referidos al ámbito del trabajo. Y aunque, en el resultar amenazantes hay cierta subjetividad, depende mucho de características de nuestra personalidad, hay características que resultarán muy comunes en los denominados estresores.

Que es el estres laboral

Posibles causas de estrés laboral (estresores).

  • Amplio volumen de trabajo: situaciones laborales en las que el volumen de trabajo es excesivo, no permitiendo a la persona descansar y desconectar de su tareas, si este lo quiere terminar
  • Exceso de responsabilidad: aunque puede ser una característica muy dependiente de rasgos de la personalidad, tener una responsabilidad excesiva puede llevar a momentos de frustración al no conseguir que el trabajo salga adelante.
  • Mala organización y gestión de equipos y de tiempos: si los equipos y los tiempos son mal gestionados, pueden surgir desequilibrios en las funciones a desempeñar y llegar a ser un motivo de estrés.
  • Pobre y mala definición de funciones: que el trabajo que desempeñemos, esté bien definido, es un requisito fundamental para abordar el termino del trabajo de una forma saludable.
  • Presión: volviendo a ser un factor bastante relativo (hay personas que funcionan bien bajo presión), un exceso de presión siempre, acabará generando reacciones de estrés.
  • Mala comunicación: tiene mucho que ver con la mala definición de funciones, pero incluso a la hora de comunicarnos en general, la falta de entendimiento generará malas consecuencias.
  • Mal ambiente de trabajo: un ambiente en el que existe rivalidad, poco compañerismo o incluso jerarquías muy diferenciadas, es un elemento importante en la generación de estrés.

Sin duda, pueden existir muchos factores más, que siendo percibidos como amenazantes, sean causantes de estrés. Aquí solo muestro unos cuantos.

Causas del estres laboral

Baja por estrés laboral.

Si nos fuésemos a estadísticas, descubriríamos que existe un alto índice de casos de baja, por estrés laboral.

Por baja, nos referiríamos a baja laboral y supongo que el motivo no es difícil de entender.

Si entendemos que las causas están en el ámbito del trabajo, que como un primer paso, en el proceso de recuperación, sea alejarse de esos estímulos aversivos, sería lo más recomendable.

Para ello, no hay que dudar en recurrir a una baja laboral. Esto consistiría en acudir a nuestro médico de referencia y además de realizar los trámites necesarios para la gestión de nuestra baja, valorará la posibilidad de contar con un tratamiento médico para el control de los síntomas.

Se trataría de un tratamiento farmacológico, que si no es impartido por dicho profesional, deberá realizar una derivación al médico especialista, en este caso el psiquiatra.

Bajas por estres laboral

La baja laboral, sería entonces la primera medida a llevar a cabo en un caso diagnosticado de estrés laboral. Esta situación, no significa que vaya a prolongarse de por vida.

Hablamos de esta primera medida, con el objetivo de calmar, paliar o sanar los síntomas evidentes, que han despertado la alarma del estrés laboral.

Por ello, también el tratamiento farmacológico servirá de ayuda.

Una vez calmados estos síntomas y teniendo en cuenta aspectos que tienen que ver con el estrés postraumático, se comenzará a valorar la incorporación de la persona, de nuevo, al ámbito laboral. Esta incorporación puede ser,  en el trabajo donde se originaron tales síntomas, habiendo realizado  las necesarias intervenciones previas.

También, la incorporación puede ser a un ámbito laboral nuevo. Y es que, pasar por un episodio de estrés laboral, puede ser una oportunidad para redirigirse profesionalmente.

Consecuencias de estrés laboral

Las consecuencias del estrés laboral se pueden presentar tanto a corto plazo como a más largo plazo.

Consecuencias del estres laboral

Consecuencias a corto plazo del estrés laboral

Las consecuencias a corto plazo, son las que denominaríamos síntomas.

Desde esos primeros síntomas que surgen y de los que, a veces, quizás no somos muy conscientes. Hasta síntomas que se producen como consecuencia de haberse prolongado, los anteriores, en el tiempo. Al no haber puesto remedio a esto, es cuando estos surgirían.

Los primeros síntomas pueden ser: cognitivos, afectivos y fisiológicos.

Cuando hablamos de síntomas cognitivos, nos referimos a pensamientos del tipo: “No quiero ir al trabajo” o “me siento desmotivado con mi trabajo”…

También hablamos de síntomas afectivos: basados en miedo, tristeza, inseguridad, desconfianza en nosotros mismo o los demás…

Los síntomas físicos: se relacionan principalmente con los síntomas físicos con los que la ansiedad se manifiesta. Estos son: aceleración cardiaca, sudoración, mareos…

Este tipo de síntomas también pueden ser los que se refieren a somatizaciones que surgen como consecuencia de no haber reaccionado a tiempo, ante los anteriores. Pueden ser somatizaciones tales como dolores de cabeza, reacciones dermatológicas, problemas estomacales… etc.

Consecuencias a largo plazo del estrés laboral

Y es que haber pasado por un episodio de estrés laboral, alguna vez en la vida, puede dejar consecuencias para siempre, o durante un largo periodo de tiempo.

Estas consecuencias pueden tener que ver con reacciones propias como las del estrés postraumático. Este consiste en la adquisición de un aprendizaje  incorrecto de nuestro cerebro, por la cual, ante estímulos, simplemente parecidos a los vividos en la época traumática, se producen reacciones iguales y con la misma intensidad, a las que se producían entonces.

Evidentemente, este tipo de reacciones aparecerán, si el estrés laboral no se ha tratado correctamente.

Otro tipo de consecuencias a largo plazo, son los aprendizajes adquiridos de forma positiva.

Si pasamos por un episodio de estrés laboral, alguna vez en nuestra vida y este, es tratado correctamente, habrá muchos aprendizajes que podremos sacar de la situación.

Algunos de ellos pueden ser:

  • Organización sana del trabajo: ante amplios volúmenes, aprender a establecer una jerarquía de prioridades y dosificar el trabajo.
  • Relativizar los problemas: se trata de recordarnos que el trabajo es la herramienta que nos ayuda a vivir y a subsistir. La vida es otra.
  • Desconectar: mediante técnicas de parada de pensamiento.
  • Control de la ansiedad: mediante técnicas de relajación.
  • Asertividad: aprender a comunicarse de la manera más correcta en el trabajo.
  • Autoconocimiento: elemento también importante en el terreno de lo laboral, por el cual, podremos seleccionar la manera de pedirnos nuestros objetivos.

ESTRÉS LABORAL: SOLUCIONES

Soluciones al estres laboral

Las principales soluciones para un problema de estrés laboral, pueden ser de dos tipos.

Las primeras de ellas, se refieren a realizar intervenciones directas sobre la situación laboral.

Se trataría de hacer los cambios oportunos en el trabajo, en aquellos elementos que están generando el estrés.

Esto se puede realizar con (entre otras opciones):

  • Cambios de actitud en el trabajo: relativizar, establecerse prioridades…
  • Una comunicación asertiva para poder realizar las peticiones adecuadas, como cambios, descansos…
  • El planteamiento de un cambio de trabajo: no viendo nuestro trabajo como la única opción laboral que tenemos.

El segundo grupo de soluciones se referiría al tratamiento de los síntomas como:

  • La ansiedad: con técnicas de relajación y control de estrés.
  • Las inseguridades: con ejercicios de racionalización.
  • Los miedos: con el enfrentamiento progresivo y controlado a aquello que los genera.
  • La autoestima: con fortalecimiento afectivo.
  • La tristeza: con cambios de foco, la desconexión y la estimulación.

Como se puede observar, todos los tratamientos que aquí se comentan y otros, son los que impartimos desde nuestra clínica de psicología en Chamberí, Psico3, para el tratamiento del estrés laboral.

Si estás pasando por un problema de este tipo no dejes de pedir tu cita. Nosotras podemos ayudarte.

Pide Cita o más información a tu psicólogo del centro de Madrid

Otros Artículos de tus psicólogas recomendadas en Madrid

Como saber si tengo depresion
Psicólogos
Patricia Catalán

¿Cómo saber si tengo depresión?

En nuestra consulta de psicología de Chamberí es una pregunta frecuente. La necesidad de recibir un diagnóstico es entendible ya que cuando a una persona le dicen que lo siente y lo que piensa tiene un nombre y es una enfermedad siente cierto alivio. Alivio porque desde ese momento puede iniciar un tratamiento y la

Leer Más >>
Para que sirve la mediacion familiar
Psicólogos
Gema García

Mediación Familiar

Las separaciones y/o divorcios están a la orden del día. En la mayoría de las ocasiones se llegan a acuerdos de forma natural o a través de abogados. En un porcentaje de casos, el proceso se debe resolver en los tribunales por falta de acuerdo o litigio entre las partes. Pero en otros casos el

Leer Más >>
Psicologia infantil
Psicólogos
Patricia Catalán

Psicología Infantil

La psicoterapia en niños es el método de trabajo que está orientado a través de distintas técnicas a resolver los problemas que están provocando dificultades en el desarrollo del niño y en la relación de este con los padres. A través de la relación terapéutica el niño será guiado para que pueda ir conociendo, entendiendo

Leer Más >>